RADIO MÉRIDA DIGITAL

24 junio, 2013

Huelga de Hambre sigue sumando ulandinos contra la Convención Colectiva Unica

Los huelguistas esperan un acto de raciocinio por parte del gobierno en defensa de la universidad (Foto: Danilo Figueroa) 

Familiares y amigos llegan para hacer la compañías a los huelguistas(Foto: Danilo Figueroa) 

La profesora Luz Marina Pereira y la estudiante Mailevy Guía (madre e hija) (Foto: Danilo Figueroa) 


Prensa ULA/Danilo Figueroa


Este domingo en horas del mediodía,  la emoción y la decisión de luchar a favor de la universidad autónoma venezolana, se hizo presente, una vez más, en la protesta pacífica que protagonizan estudiantes desde hace más de 20 días.

La Vida por la Educación es el lema que ostenta la huelga de hambre de universitarios que aspira un presupuesto justo para la universidad pública venezolana, salarios acordes a las alzas inflacionarias, respeto a las normas de homologación y aumentos en las providencias estudiantiles.

Junto a estas exigencia, emergió una con mayor fuerza, como lo es el rechazo a las pretensiones de la Convención Colectiva Unica de desaparecer las organizaciones sindicales y hacer polvo la esencia de la Autonomía para darle poder al gobierno de turno sobre las grandes decisiones académicas y presupuestarias de las universidades.

En este sentido, las voluntades para protestar han visto entrar y salir por razones de salud a estudiantes y profesores de la huelga de hambre que se mantiene en el hall del Edificio Central del Rectorado de la Universidad de Los Andes.

La profesora Luz Marina Pereira y la estudiante Mailevy Guía (madre e hija) creyeron en poder hacer su aporte de sacrificio por la universidad que tanto les ha dado y por la que darán todo lo que sea necesario.
Estas dos nuevas huelguistas se suman a la actitud de tenacidad que han demostrado el resto de los huelguistas que permanecen  entregando la vida por la educación.

Recordamos la entrega de los profesores ayunistas,  además de los docentes Lilian Rosales y Luis Jugo,  así como la estudiante Aimara Rivas y el párroco universitario Reinaldo Muñoz. Estos últimos debieron obedecer las instrucciones médicas ante las recaídas de salud que padecieron entre otras circunstancias.

Continúan en esta gesta universitaria, los  estudiantes iniciales Oscar Salazar, Jennifer Mahfoud, Carlos Ramírez, Karla Ibarra y Manuel Márquez. También se mantienen la profesora Laura Luciani, Manuel Briceño, Verónica Achong, Valentina Infante, Jackson Quintero, Jairo Morales (Tabajador),  Jorgue Arellano. Los más recientes son Paul González, Daniel Sánchez, Lennon Rojas,  María Molina(UCLA) y Alejandra Viloria, junto a las dos ya citadas que ingresaron este domingo 23 de junio.


Esta semana está cargada de actividades de protesta en espera de la mayor participación de la comunidad universitaria y de los ciudadanos merideños que creen en la defensa de la Universidad de Los Andes.