ENTRADA DESTACADA

SIP: Libertad de expresión en la región se ha deteriorado

La SIP se centró en Argentina, Bolivia, Cuba, Ecuador, Nicaragua y Venezuela.  (Foto Archivo/El Carabobeño) Juamed Chacín || jcha...

29 diciembre, 2013

ABC: La inseguridad se está comiendo a Maduro

Los planes de Patria Segura y la militarización que ha puesto en práctica el presidente Nicolás Maduro en sus primeros ocho meses de gobierno no han logrado reducir la violencia y las cifras de crímenes que este año cierra con 24.763 homicidios, unos 3.071 (12.4 %) más que en el 2012.

Los últimos tres años han sido particularmente sangrientos, a pesar de la designación de 368 militares en altos cargos que ha hecho Maduro. En el 2011 se registraron 19.336 homicidios, en el 2012 unos 21.692 y en el 2013 unos 24.763.

El índice se incrementó de 73 a 79 homicidios por cada cien mil habitantes lo que coloca a Venezuela en el primer lugar de América del Sur y en la lista de los cinco países más violentos del mundo al lado de Honduras, El Salvador, Costa de Marfil y Jamaica, dijo a ABC Roberto Briceño León, director de la ONG Observatorio Venezolano de la Violencia, cuyas cifras tienen un 95 % de confiabilidad.

Briceño califica la era chavista como la más violenta en toda la historia del país pese a los 1.600 militares que han ocupado cargos en la Administración. Todos los 20 planes que se han aplicado en los últimos 15 años han fracasado. «En este período se han registrado unos 170.000 homicidios como si estuviéramos en guerra».

Además «estamos cumpliendo 10 años de censura oficial», dice lamentando el bloqueo de cifras. La última vez que la prensa tuvo acceso libre a la estadística sobre criminalidad y delito fue en diciembre del 2003. «Los datos se podían obtener sin trabas».

Haciendo un poco de historia, Briceño recordó que «el incremento notable que se reportó en ese año 2003, en el cual ocurrieron 11.342 homicidios y que mostraba que en los cinco años anteriores se habían más que duplicado los asesinatos, fue quizá lo que motivó la decisión gubernamental de prohibir la difusión de la información».

Las cifras todavía moderadas de Briceño contrastan con las declaraciones del ministro del Interior, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres, quien optimista afirma que este año cerrará con una reducción de 17 % en homicidios, 40 % menos en robo y hurto de vehículos y 50 % menos en secuestros.

Asesinados a sangre fría

Mientras el ministro Rodríguez Torres asegura que la violencia había disminuido, cuatro compañeros de armas suyos, de la Guardia Nacional, fueron asesinados a sangre fría a las 4 de la madrugada saliendo de una fiesta navideña en la caraqueña zona de El Junquito.

«Las proyecciones estadísticas que hemos realizado, utilizando los modelos de Holt, Brown y ARIMA (0,1,0), nos permiten conservadoramente proyectar que para fines del año 2013 la tasa de muertes violentas en el país será de 79 por cada cien mil habitantes», señala Briceño al reconocer que los planes de Maduro pudieron frenar un poco la criminalidad aunque la tendencia alcista de los homicidios sigue siendo muy alta.

Como en toda guerra declarada o no mueren más hombres que mujeres. «El exceso de mortalidad de los hombres con respecto a las mujeres, debido a la violencia, está creando una distorsión demográfica en el país. En Venezuela nace un 6% más varones que hembras, pero en los años recientes están muriendo un 53% más de hombres que de mujeres; una parte importante de esa diferencia se debe a las muertes violentas».

El impacto económico y social de esta situación es relevante, pues los decesos ocurren de forma mayoritaria entre los hombres jóvenes, quienes se encuentran en edad productiva, por lo cual se afecta la composición de la pirámide poblacional, las relaciones de dependencia demográfica y está disminuyendo la esperanza de vida de los hombres.

«Venezuela necesita ser pacificada. Los investigadores de las siete universidades nacionales que formamos parte del Observatorio Venezolano de Violencia (OVV) deseamos, y creemos, que es posible lograr con el esfuerzo y la cooperación de todos, una ciudades seguras, que sean inclusivas socialmente y prósperas económicamente», concluye Briceño.


Información de ABC

Afectados tres galpones tras incendio en empresa Petrocasa

Las llamas de un incendio registrado a las 11:00 am de este sábado consumieron tres galpones de unos depósitos de materiales de la empresa Petrocasa de la Gran Misión a Toda Vida Venezuela, en la vía de servicio de la carretera nacional Valencia-Los Guayos, Zona Industrial II, adyacente al distribuidor Firestone. No hubo lesionados, publica

El Carabobeño.

Una imponente columna de humo negra podía visualizarse desde distintos municipio del estado. 

Para la 1:00 pm aproximadamente, el incendio había sido confinado, pero no controlado, de acuerdo a información del coronel Sergio Montaner, presidente del Instituto Autónomo Municipal del Cuerpo de Bomberos de Valencia, quien aseguró que no había riesgo de expansión pese a que el material era altamente inflamable. El incendio fue extinguido a las 4:30 pm.


Al momento de originarse el fuego aparentemente estaban dos trabajadores, posiblemente que laboraban como vigilantes y algunos empleados de oficina que comentaron no haber escuchado ninguna explosión sino que se percataron por el humo.

Alertan sobre reducción de arribo de mercancía a puertos

Según advierten distintos voceros gremiales del país, las perspectivas para comienzos del próximo año en materia de arribo de productos por vía de los terminales marítimos no parece alentadora, esto a pesar de las medidas adoptadas meses atrás por el Ejecutivo para flexibilizar la importación de productos y la entrada en los puertos, reseña 

El Tiempo.

De acuerdo con la presidenta de Fedecámaras Vargas, Cipriana Ramos, en el Puerto de La Guaira existe en este momento “muy poca mercancía” en comparación con el 2012.

“Sí tenemos, pero comparado con el año pasado tenemos poca (…) La disminución ha sido grande”, dijo.
Explicó que por La Guaira se pasó de recibir 3 mil contenedores diarios en los años 2010 y 2011 -e incluso hasta 10 mil contenedores en 2012-, a tener menos de 3 mil semanales desde el pasado mes de noviembre.
A su juicio, esta situación traerá más escasez en los  próximos meses, pues “la mayoría de los productos en  el  país son importados. Lo más probable es que no tengamos productos en los anaqueles en enero. No es que no haya llegado nada de mercancía, pero no  lo suficiente para tener inventario de reposición. Eso aumentará la escasez”.

Los comercios reportan que el stock de reposición para comienzos de año ya se  agotó, luego de las ventas  registradas tras los operativos de fiscalización y rebajas de precios aplicadas por el Ejecutivo en noviembre.
Ramos apuntó que todos los sectores se verán afectados. “El único sector que  el Gobierno pudiera atender de inmediato es el de alimentos, porque necesita que haya comida en la calle. Ni siquiera todos  los  medicamentos estarán  disponibles”, sentenció.

El 25 de septiembre el Ejecutivo anunció un conjunto de medidas para agilizar la llegada de mercancía, entre las cuales se apuntaban la exoneración de la presentación de los Certificados de No Producción; la descarga continua en los distintos terminales marítimos del país -incluyendo sábados y domingos- y la mejora de la entrega de divisas por cadena productiva.

Recientemente el ministro para el Transporte Acuático y Aéreo, Herbert García Plaza, advirtió que tras la activación de una oficina única para agilizar la nacionalización y desembarque de bienes de primera necesidad, los tiempos de nacionalización de mercancía se  redujeron  de 25 a 14 días.

Estas acciones, en opinión de Ramos, no ha surtido el efecto anunciado. “El Gobierno eliminó las trabas entre comillas, pues sólo se incluían medicinas, alimentos, y mercancía decembrina. Lo demás es totalmente ordinario. Los tiempos efectivamente han bajado porque tenemos menos carga”, explicó.


El presidente de Fedecámaras Carabobo, Damiano Del Vescovo, explicó que en 2013 hubo un descenso de 14% en las importaciones de mercancía: materia prima y productos terminados. Indicó que esta situación se debe a los problemas con la nacionalización de productos y falta de divisas.