ENTRADA DESTACADA

SIP: Libertad de expresión en la región se ha deteriorado

La SIP se centró en Argentina, Bolivia, Cuba, Ecuador, Nicaragua y Venezuela.  (Foto Archivo/El Carabobeño) Juamed Chacín || jcha...

04 julio, 2013

La próxima semana el Sicad subastará dólares para viajeros

Nelson Merentes indica que el mecanismo no tendrá precios múltiples

EL UNIVERSAL

 Presionado por la creciente escasez de dólares que se traduce en ausencia de productos básicos el Gobierno ha ideado un procedimiento que intentará darle mayor fluidez a las importaciones y complementará a Cadivi, el organismo que asigna las divisas al tipo de cambio oficial de 6,30 bolívares.

El Sistema Complementario de Administración de Divisas (Sicad), convocará a empresas y personas naturales a subastas de dólares donde el tipo de cambio tendrá un precio que determinarán el Banco Central de Venezuela y el Ministerio de Finanzas pero que deberá ser superior al de Cadivi.

El ministro de Finanzas, Nelson Merentes, explica que la primera subasta se realizará la próxima semana y tendrá como objetivo atender necesidades puntuales.

"Queremos atender a los viajeros que en agosto aumentan bastante, se quiere complementar con esto, que tengan un poquito más de lo que autoriza Cadivi. Queremos atender las cosas de temporada, Margarita, que todo esté bien equipado", dice Merentes.

No siempre las subastas serán para entregar dólares a determinadas necesidades. "Algunas subastas van a ser por sectores y otras van a ser generales", explica el ministro.

Ante la interrogante de en cuánto podría estar este nuevo tipo de cambio Nelson Merentes indica que "queremos que sea algo razonable, vamos a tratar de que no fluctúe mucho y no habrá precios múltiples".

El 27 de marzo el Banco Central de Venezuela realizó un primer ensayo del Sicad y subastó 200 millones de dólares adjudicándolos a múltiples tipos de cambio que fluctuaron desde 18 bolívares por dólar hasta 11 bolívares por dólar.

Varias fuentes

El convenio cambiario suscrito entre el Ministerio de Finanzas y el Banco Central, publicado en Gaceta Oficial, señala que los dólares a ser subastados provendrán de la República, el Banco Central, personas naturales, empresas del sector privado y cualquier otro ente que reciba la autorización del directorio del BCV.

En el caso de la República se especifica que subastará dólares depositados en el Fonden, un fondo que utiliza el Gobierno para cubrir planes de gasto, "entre otros órganos y entes del sector público".

Además el convenio abre la puerta para que el Gobierno y el sector privado aumenten la oferta en el Sicad subastando bonos en divisas que las empresas, o personas naturales, pagarán con bolívares y posteriormente deberán vender en el extranjero para obtener dólares.

Estas divisas solo podrán ser utilizadas para cancelar los gastos previstos en la subasta.

El Banco Central publicará un reglamento especificando los bonos en dólares a ser subastados a través del Sicad y queda abierta la puerta para que en el sector público no solo el Ministerio de Finanzas se endeude a través de la emisión de títulos en divisas.

El convenio cambiario indica que los títulos podrán ser emitidos por "la República, sus entes descentralizados o por cualquier otro ente".

El Banco Central precisó a través de una nota de prensa que el Sicad convocará al menos a dos subastas cada mes.

El reacomodo

Analistas consideran que si el Gobierno no quiere continuar aumentando la deuda en divisas, emitiendo una gran cantidad de bonos en dólares a ser subastados en el Sicad tendrá que realizar modificaciones en su arquitectura financiera.

Básicamente el Banco Central tendrá que recibir una mayor cantidad de dólares de manos de Pdvsa para atender al Sicad y Cadivi.

Al mismo tiempo el Fonden podría disminuir los desembolsos de divisas para proyectos y destinarlos a alimentar el Sicad a fin de que no sea necesario emitir bonos en grandes cantidades.

La posibilidad de que el sector privado traiga al país una porción importante de los dólares que tiene depositados en el exterior para subastarlos en el Sicad luce poco probable en medio de un control de cambio que no permitirá reponer las divisas.

Otro factor a tomar en cuenta es que una vez el país tenga un tipo de cambio fijo a 6,30 bolívares por dólar y otro fluctuante que se establecerá a través de las subastas del Sicad, el dólar perderá efectividad como ancla contra la inflación.

A través del tipo de cambio de 6,30 se intentará darle estabilidad a los precios, mientras que el fluctuante transmitirá inestabilidad y emitirá señales de devaluación.

vsalmeron@eluniversal.com

Se suman y retiran dos estudiantes de la huelga de hambre en el Rectorado ULA


Foto. Leo León

Luego del ataque al Rectorado ULA en horas de la madrugada cuando fue lanzada una bomba lacrimógena, el estudiante de Ingeniería, Paúl González fue obligado a abandonar la huelga de hambre por presentar graves problemas de salud, luego de evaluación médica fue trasladado al Camiula por el Cuerpo de Bomberos de esta casa de estudios. Por esta misma causa lo hizo la Bachiller María Isabel Molina(UCLA), quien abandono la protesta por complicaciones en su estado físico.

Los estudiantes y profesora en huelga de hambre dicen que se mantienen irreductibles en la protesta y exigen a las autoridades competentes una explicación de donde salió esta bomba lacrimógena que solo está en posición de la Policía o la GNB.

Cerca de la medía mañana los estudiantes Liseth Buenaño (Ccs Políticas) y Daniel Canelón(Faces) se sumaron a la huelga de hambre para reforzar esta protesta que cumplió este miércoles 30 días.

En los actuales momentos se mantienen en huelga de hambre 16 estudiantes y una Profesora con el anuncio de los distintos grupos estudiantiles que en las próximas horas se sumarán más jóvenes a la misma.

Profesores de la Uneg exigen castigo contra agresores

El precedente de violencia en la Universidad Nacional Experimental de Guayana que dejaron grupos oficialistas no es una página que pueda pasarse con la presentación de un programa de recuperación del semestre, los profesores de esta casa de estudios alegan que las agresiones al patrimonio de la UNEG, de Apuneg y contra docentes requiere más que un rechazo y una investigación, informa 

Correo del Caroní.
Rolando Azocar Jr. 
razocar@correodelcaroni.com
Foto Wilmer González


El silencio se rompió de entre los pasillos de la Universidad Nacional Experimental de Guayana (UNEG). Las puertas de la oficina de la Asociación de Profesores de la UNEG (Apuneg) se abrieron de nuevo por las manos de un docente y los daños se evaluaron con serenidad.

Los profesores regresaron a aquel espacio del que fueron desalojados el pasado lunes de forma violenta y, una vez más, apelaron a la asamblea general de docentes para tomar las decisiones sobre el futuro del conflicto universitario en la institución.

Bajo un toldo blanco en el estacionamiento de profesores de la sede de Villa Asia, el gremio inició la reunión entre diversas opiniones, pero sobre una misma preocupación: la violencia dentro del recinto universitario.

La secretaria adjunta de Apuneg, Lucía Moncada, se presentó con una explicación clara de los sucesos violentos. “Antes nosotros teníamos en la universidad régimen de repitencia para evitar precisamente eso, que los estudiantes que no van a estudiar no echen broma. Hay una cantidad de muchachos que no entran a clases, que en un semestre pasan sólo una materia y que son precisamente los líderes de estos hechos, aseguró.

Moncada habla con indignación, no sólo por lo que pasó, sino por la posición de la rectora, María Elena Latuff, sobre los acontecimientos del lunes.

“Su postura sobre investigar es institucional. El Consejo Universitario no puede sancionar, es el Consejo Académico (…) pero ya se tiene un precedente sobre agresiones a profesores. En (Ciudad) Bolívar se dio y se llevaron los expedientes y no posó nada. No se hizo nada”.

Elementos políticos
Los puntos de agenda de la asamblea fueron tres: análisis de los hechos que se presentaron el lunes; el conflicto universitario y las acciones a tomar en la institución ante los dos temas anteriores.


En la reunión se presentaron no sólo docentes y estudiantes; también contó con la presencia de dirigentes sindicales de las empresas básicas que rechazaron la situación de violencia en el campus y apoyaron a los docentes en la lucha.
Denuncia formal
El Departamento de Educación Humanidades y Artes de la UNEG emitió un comunicado en el que rechazó los actos de violencia que se presentaron en la sede de Villa Asia y exige a los consejos Académico y Universitario “la suspensión inmediata y aplicación de las sanciones previstas en los Reglamentos de la Institución”.

En el documento se consideran las agresiones físicas y verbales y amenazas de muerte a las profesoras Rosa Corzo y Josefina Pacheco; así como a su hija, Roraima González. “El grupo de estudiantes plenamente identificados, según pruebas presentadas a la Fiscalía de Puerto Ordaz, atentaron contra la vida de estudiantes y profesores”, reza el comunicado.
Ante las acusaciones de intervención de elementos externos a la universidad, Juan Gómez, integrante del Sindicato Único Nacional de Empleados Públicos de la Corporación Venezolana de Guayana (Sunep-CVG), aseguró que las universidades son patrimonio de todos los guayaneses.

“La violencia en las universidades escapa de la cultura de los guayaneses. Esto nos importa a todos, nuestros hijos están en las universidades en las que se presenta violencia”, justificó el dirigente.

La asamblea fue dirigida por el presidente de Apuneg, Raúl Brito, quien resumió el sentir colectivo en una consigna: “Si no hay sanciones contra los responsables de la violencia, no regresaremos a las aulas de clases. Si no hay castigo, no hay clases”.
Argumentó su posición en el análisis de los hechos. “Si no hay castigo es consentir lo que está pasando. Se sentirán con el poder de quemar cualquier carro y agredir sin ser castigados”.

- La rectora María Elena Latuff responsabilizó de los problemas de los sucesos a “elementos políticos” que los profesores metieron en la universidad.

- Obviamente yo puedo decir que aquí hay elementos políticos. Porque es un problema político, es una política de Estado. Nosotros no hacemos lo que hacen ellos, elementos de politiquería y partidista.


 Ellos sí están inscritos en el PSUV. Nosotros no (…). A esta universidad puede venir cualquier miembro de la Asamblea Nacional ¿O es que un diputado no puede venir a la universidad? ¿Es que Andrés Velásquez no puede venir a la universidad? Aquí también puede venir Richard Rosas, nosotros lo hemos invitado (…). Depender de una política de Estado es un evento político, es una actividad política, pero política de defenderse contra la agresión de políticos.

Sanciones
En cuanto a la posición de la rectora sobre la investigación de los hechos, aseguró estar de acuerdo debido a que la instancia con potestad para sanciones es el Consejo Académico.


“También concuerdo en que no se pueden abrir expedientes si nosotros no presentamos las denuncias (…). Yo lamento mucho que la rectora de la universidad no sé cómo le va a explicar a la contraloría interna de la universidad que hay daño en la cosa pública. Hay módulos que están quemados que tiene que haber una forma de sacar del presupuesto para repararlo”, indicó.


El resultado de la asamblea fue la ratificación del conflicto universitario. Los docentes no regresarán a las aulas de clases por lo que la reprogramación del semestre no será acatada.

Venezuela ofrece a Petrocaribe petróleo barato a intereses más altos

El petróleo venezolano que hoy reciben los países de Petrocaribe seguirá siendo barato, pero ya no tanto como cuando Hugo Chávez vivía. Entre mayo y junio de 2013, el nuevo Gobierno de Nicolás Maduro en Venezuela ha aumentado en más de 50% los intereses de financiación de la factura petrolera a algunos de los países miembros de la organización. En el largo plazo, el cambio en las reglas de juego se traducirá en un mayor endeudamiento para los países socios, que ya deben a Caracas más 20.000 millones de dólares por los envíos de crudo de los últimos ocho años.

 En lo inmediato, este incremento ha provocado que aliados como Guatemala pongan condiciones a su incorporación plena al bloque, que hoy suma 18 integrantes, publica

El País.
MAYE PRIMERA Miami /El País de España

La alianza de Petrocaribe nació en junio de 2005 y es una creación del difunto presidente Hugo Chávez que se basa en el envío de petróleo venezolano a 17 países del Caribe y Centro América, a cambio de bienes y servicios y a precios preferenciales.

 El mecanismo de financiación ideado por Chávez consistía en el pago a 90 días del 40% de la factura, bien con dinero en efectivo o con productos como frijoles, ganado o azúcar, que contribuyen a paliar las recurrentes crisis de escasez que padece Venezuela. Cuando el precio del barril venezolano supera los 40 dólares, como ha ocurrido en los últimos ocho años, el pago del resto de la factura se financia a 17 a 25 años, con dos de gracia, y al 1% de interés. Bajo este esquema, Chávez también logró sumar simpatías políticas en la región.

Chávez ha muerto y Venezuela atraviesa una crisis económica que ya no le permite pagarlo todo.
Pero Chávez ha muerto y Venezuela atraviesa una crisis económica que ya no le permite pagarlo todo.


En consecuencia, desde mayo pasado, el Gobierno de Nicolás Maduro ha sostenido reuniones bilaterales con algunos de sus socios para negociar el aumento de las tasas de financiación de las facturas de Petrocaribe, del 1% hasta el 4%, según sea el caso. 

Honduras fue uno de los primeros países en aceptar el aumento de la tasa, de 1% a 2%, el pasado 23 de mayo. Aunque el incremento hubiese sido fijado en 4%, dijo en aquel entonces el ministro hondureño de Industria y Comercio, Adonis Lavaire, “(el acuerdo) todavía es beneficioso para Honduras, ya que se trata de tasas preferenciales”.

Guatemala, en cambio, se ha quejado del aumento y ha anunciado que su incorporación como miembro pleno de Petrocaribe dependerá de que las tasas de financiamiento se mantengan por debajo del 2%. 

“Queremos algunas condiciones para adherirnos”, ha dicho este martes la vicepresidenta guatemalteca, Roxana Baldetti, durante una conferencia de prensa, y explicó que el pago de entre 2% y 4% en intereses que propone Venezuela ya no representa ningún beneficio para su país. “Si (los venezolanos) mantienen la regla que presentaron anteriormente (menos del 2%) sí es atractivo”, agregó la vicepresidenta, quien dijo estar a la espera de una respuesta por parte de Caracas para avanzar hacia el cambio de estatus de su país, que se incorporó a Petrocaribe en calidad de invitado en 2009.

Además de Venezuela, Petrocaribe está integrada por Antigua y Barbuda, Bahamas, Belice, Cuba, Dominica, Granada, Guatemala, Guyana, Haití, Honduras, Jamaica, Nicaragua, República Dominicana, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Santa Lucía y Surinam. Durante los últimos ocho años, la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa) ha enviado a todos estos países un total de 232 millones de barriles de petróleo, con los que éstos han logrado cubrir el 40% de su demanda de energía.

 Como contraprestación, los socios de Petrocaribe acumulan una deuda con Caracas de más de 20.000 millones de dólares, de acuerdo a cifras del Banco Central de Venezuela.


Desde que Hugo Chávez murió, el 5 de marzo de 2013, los líderes de Petrocaribe se han reunido en dos oportunidades para discutir acerca del futuro de la alianza. A finales de mayo, el presidente venezolano Nicolás Maduro prometió a los jefes de Estado del bloque, reunidos en Caracas, que mantendría las condiciones de financiamiento establecidas por Chávez y propuso, además, la creación de una zona económica especial. Este sábado se llevó a cabo en Nicaragua una segunda cumbre, donde se acordaron los pasos a seguir para implementar el nuevo proyecto, que afianzaría la influencia política de Venezuela y le permitiría a Nicolás Maduro obtener los alimentos que necesita para afrontar la nueva ola de escasez que atraviesa el país a cambio de petróleo barato.

Pdvsa extinguió incendio menor en unidad Flexicoquer de la refinería Amuay (FOTOS)

Petróleos de Venezuela (Pdvsa) informó que a las 2:20 de la tarde de este miércoles se produjo un incendio menor en la Unidad Flexicoquer (FKAY) de la Refinería Amuay, perteneciente al Centro de Refinación Paraguaná (CRP), en el estado Falcón, el cual fue extinguido, en aproximadamente 20 minutos, sin reportarse lesionados.

El director de Refinación de Pdvsa y gerente general del CRP, Jesús Luongo, precisó que “el evento se originó en un intercambiador ubicado en el tope del fraccionador y fue controlado por la rápida acción de los bomberos petroleros”, refiere una nota de prensa de la estatal.

Luongo informó que la unidad fue detenida de manera preventiva siguiendo el protocolo operacional.
Pdvsa garantizó que la Refinería Amuay mantiene la normalidad en sus operaciones y que el complejo refinador continúa con el procesamiento y despacho rutinario de productos para el mercado nacional e internacional.

AVN


Aproximadamente a las 2:20 minutos de la tarde se registró un incendio en la planta de flexicoquer del Centro de Refinación Paraguaná (CRP), sede Amuay. Según información recabada en el lugar trabajadores intentaban activar la planta al momento que esta fue abrazada por las llamas.

Fuente: Notifalcon

Actualización:
Una “explosión menor” se registró el miércoles en el flexicoquer de la mayor refinería de Venezuela, Amuay, informaron a Reuters trabajadores de la instalación.

El incidente, que la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) no confirmó de inmediato, ocurre en momentos en que la refinería de 645.000 barriles por día (bpd) de capacidad recuperaba su ritmo normal de procesamiento tras diez meses de operación parcial por un severo accidente que dejó más de 40 muertos.

Trabajadores de la refinería dijeron a Reuters que escucharon el estruendo de una explosión, pero la situación fue rápidamente atendida por el cuerpo de bomberos de la instalación y no se habían reportado heridos.

Hasta ahora se desconoce si la unidad, que puede generar hasta 72.000 bpd de combustibles livianos, se encuentra operando o tuvo que ser detenida como medida de precaución.

La falta de mantenimiento oportuno ha sido una constante en el circuito venezolano de refinación, así como en la vecina refinería Isla, operada por PDVSA en Curazao, que en la última década han sufrido fallas que limitan su operatividad.

Las horas de demora acumuladas en el primer semestre fueron más del doble de lo planificado en el CRP, según el informe.

Al 22 de junio, los inventarios de combustibles terminados de todo el CRP sumaban 495.700 barriles, menos de lo que consume el mercado interno venezolano en un día, lo que sugiere que la recuperación de las unidades ha sido progresiva, pero se sigue dependiendo en cierta medida de la importación de insumos.

Venezuela importó de Estados Unidos un promedio de 82.000 bpd de productos en el primer trimestre, según la Administración de Información Energética de ese país, bastante por debajo de los 130.300 bpd que adquirió en el último trimestre del 2012.